Aquí están mis credenciales…

La soledad es como una fruta. Dependiendo del momento, de cómo se tome y del motivo por el que aparece, puede ser terriblemente ácida o exquisitamente dulce. Hace años, apreciarla era algo que me costaba… pero ahora he aprendido a abrirla, desgranarla y saborearla. Es cierto que cuando hay que beberla sin quererlo puede saber más amarga que el más asqueroso de los jarabes. Esos rojos o verdes que te hacen tomar de niño, sin que tú puedas entiender muy bien por qué, además de estar enfermo, te someten a semejante tortura. Pero cuando llega o cuando se busca, esa misma soledad es tan necesaria como la mejor de las compañías.

Os dejo dos recortes solitarios de mí. El primero, una canción con la que topé un día, “Soledad” (clikad encima para escucharla),  interpretada por dos voces del mismo continente y de la misma suavidad: el cantautor uruguayo  Jorge Drexler y la cantante de música popular brasileña Maria Rita.

El segundo, el resultado de una de mis mayores predilecciones en soledad y acompañada: cazar momentos. En este caso, vienen de un paseo por mi latir, mi manera de ver y una playa.

Y el niño-araña (K. me gustan tus ideas de bombero piratil…jeje).

2 pensamientos en “Aquí están mis credenciales…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s