For chicas only

HOY LA HE VUELTO A VER. Una locomotora que no para y ni siquiera se lo plantea. Una apisonadora frenta a la que uno diría: “Para, para!!!”… hasta que se da cuenta de que su rastro es de luz y colorines.

Hoy la he vuelto a ver. Me ha vuelto a abrumar con su convencida locura. Con su energía para despertar a 797 muertos y hacerles irse corriendo a la playa. Parece que hoy hay olas… ¿dónde, dónde?

Hoy la he vuelto a ver. Me ha vuelto a  hacer encontrar empuje en su inocencia a ratos. Potente mezcla de juventud y determinación, nada la para. Me ha vuelto volver a hacer reír. Me ha hecho volar un poco más (aún), sientiendo los pies en el suelo, descubriendo olas de cremallera perfecta y cristalina, de lugares imposibles.

A esta metralleta de pureza, amor, y mirada fija… hoy la he vuelto a ver.

Sarajevo-Mostar-etc

ESTE BLOG QUEDA PARADO HASTA EL 29 DE AGOSTO. Estoy en Bosnia trabajando unos días…trabajando y viviendo, siempre que el país me lo consiente. La verdad es que me está poniendo firme rápido. Y le oigo reirse y decir “Espabila nena, que un par de días te quiero ver sin sangrar  cada vez que te abra el corazón de par en par.”

Desde que llegue, a ratos, el dolor de cabeza me tumba. Las manos me arden. El cuerpo me pesa. Pero cuando cojo un lápiz y un papel, las letras se me escapan de las manos.

Siento que nada de lo que traje me sirve. Como si llevara arrastrando una pesada maleta y, al abrirla, encontrara frente a mi un equipaje lleno de piedras. Vine con todo mi equipo fotográfico… pero un impulso quizas absurdo me ha hecho dejarlo a un lado y pasearme con una Canon AE-1 prestada. Una vieja camara “casualmente” igual que la que mi padre me regalo hace exactamente 15 años. Que viejo trasto de pura poesía…

No habrá fotos ahora mismo. No habrá textos de todas las vísceras que escupo sobre el papel. Porque no sé que voy a hacer con todo ello aun… y porque no quiero… aun. Si es que yo solo pasaba por aquí para gritar a esta tierra que ya me rendí a su encanto. Que los planes que tenia para ella no me sirven porque su voz me abruma, porque ya no los necesito.

Como todo despertar duele y llevo días preguntándome por que… Que curioso que el dolor de cabeza se fuera cuando deje de preguntármelo, cuando deje de resistirme a lo que el pais provoca y sencillamente, mire.Si es que ya ni siquiera recuerdo (ni me importa) por que vine aqui.

Vamos a ver qué parte de mí sigue latiendo dentro al volver, y que otra parte queda desterrada, seca, muerta, apagada e inservible. El pasado, pasado está. Con solo dos días aquí ya siento que al regresar, quizás ya no sea la misma. Bosnia me ha dejado, nada más llegar, desnuda, en medio de la calle, con la boca abierta y lista para andar.

Ahora, agradeciendole la sacudida, veo que seguramente esto debe de ser lo que algunos llaman “renacer”.

(Pido disculpas por la falta de tildes…el teclado bosnio me cruza los cables).

Y ese veneno de efecto lento

INCAPACIDAD DE AMAR. Sentimientos secados por el choque, gélido y de frente, contra un muro metálico.

– No me gustan mis pies.

– No digas eso… tienes que quererlos como un tesoro. Sino, con el paso de los años, te acabarán doliendo.

No le gustaban porque en ellos le habían crecido raíces. Sacó su daga. Las rompió todas. Las quemó todas.

La mecías con tu luz. Te mecía con su luz. Os mirasteis de frente, directo a la pupila. La tocaste como si se fuera a romper, estallando en mil pedazos. Te rompiste. Se rompió.

Incapacidad de amar. Pero… ¿cuanto amor cabe en unos besos?

Le describiste, saboreando las palabras, cómo tendría que ser la persona que encajara con sus pasos. Brillaste, brillaste, brillaste… en tu oscuridad, brillaste. Y a ella, la emoción le rebosó en el lagrimal del ojo izquierdo.

– Amo la noche.

Incapacidad de amar. Descúbreme la ciudad. Quédate conmigo.

Un azar casi distraído se calló, se dejó realizar, se llenó. Un azar de pupilas que buscan. Y le dieron las gracias al puente de cristal que se creó para cruzar el abismo entre los dos.

Incapacidad de amar. Un baile en la cuerda floja.

En ella estaban sus respuestas. En él estaban sus respuestas. Aquellas que se enredaban en el pelo de tan a rebosar que estaba su mente. Respuestas que se arrancaron el uno al otro, elásticas, con la punta de los dedos.

– Incapacidad de amar… ¿Y ahora…quién tiembla?

Soy yo… que te miro y tiemblo. Te miro…y tiemblo.

Barking beauty

EN ESTOS ÚLTIMOS DÍAS EXTRAÑOS, EN QUE TODO SE ME HA ZARANDEADO, SE ME HA RETORCIDO…cada movimiento me parecía un desgarro. Hasta que me describieron el significado de sublimar… y escuché en una canción que somos sol y semilla. Ahora, sólo habrá que echarle agua.

Os presento a la compañía Umma Umma Dance, dirigida por Guido Sarli. Su objetivo principal es el de “expander el arte del movimiento, en todas sus formas y posibilidades”. Tuve el honor y el placer de compartir con ellos unas horas del ensayo de la inquietante pieza “Barking beauty”… y con unos cuantos cliks, me devolvieron el aire. Si queréis seguir sus movimientos, podéis hacerlo en: Umma Umma Dance. No os dejará indiferentes.